Términos del Servicio | Política de Privacidad

CR| opn:

La respuesta presidencial a las radicales y aliados

13.03.2020

 

Mochila Política 110 | Frente al gran apoyo mediático a las movilizaciones convocadas por las feministas radicales, el Presidente Andrés Manuel López Obrador ha respondido puntualmente y ha mandado advertencias.

 

López Obrador ha reiterado que no se moverá por las presiones, ha ubicado -en forma velada a los patrocinadores del movimiento – y hasta ha presumido sus principios y valores familiares.

 

Un detalle muy relevante: el Presidente ha reiterado que está completamente sano.

 

En las movilizaciones del 8 de marzo las feministas radicales fueron rebasadas, la demanda más sentida fue la exigencia de seguridad para las mujeres. La participación ciudadana les arrebató el movimiento.

 

Los mensajes presidenciales

 

Al estilo de la vieja escuela priista en donde los mensajes se enviaban cifrados, desde un lugar y fecha escogidos por el Presidente, así López Obrador respondió a las presiones de quienes patrocinan a las radicales y al gran respaldo mediático que recibieron en sus protestas violentas.

 

López Obrador escogió Zacatecas para fijar su posicionamiento ante las movilizaciones y el paro. El 7 de marzo, en Jerez de García Salinas, Zacatecas, dijo:

 

"¿Y saben por qué el día de hoy estoy como si fuese en la mañana que me levanté? Estoy entero, al 100, porque entre otras cosas, además de que me gusta mucho mi trabajo y que gracias a la naturaleza y al Creador estoy bien, además de eso, de mis convicciones, que le tengo un profundo amor al pueblo, el día de hoy además me acompaña mi mujer, mi esposa, mi compañera. En la familia de nosotros, como en la de ustedes, no somos clasistas, no somos racistas y no hay machismo, y allá donde estuvimos y empezaron a gritar: ‘Beso, beso, beso’, allá en Calvillo, en Aguascalientes, se paró Beatriz y vino a darme un beso, ahora yo voy a darle un beso a ella".

 

En su discurso del 8 de marzo en Fresnillo, Zacatecas por el Día Internacional de la Mujer, envió varios mensajes que pegan de frente a los argumentos de las feministas radicales:

 

"Yo estoy a favor de las causas de las mujeres, pero no quiero la separación de mujeres y de hombres, es la lucha de las mujeres y de los hombres. Que nadie se confunda o quiera manipular, la violencia en contra de las niñas y de las mujeres es incompatible, no es compatible con nuestros ideales, no lo queremos ni lo vamos a permitir. Así lo dije ayer en Jerez, yo he demostrado ser perseverante, terco, pues así como fui terco para llegar a la Presidencia y llevar a cabo la transformación de México, así soy terco y vamos a serenar a Zacatecas y a serenar al país, vamos a acabar con la violencia.

 

"Creo firmemente que la estrategia de atender a las familias, la familia es la institución de seguridad social más importante en el país, nuestras familias. No es el Seguro Social, no es el ISSSTE (Instituto de Segurança e Serviços Sociais dos Trabalhadores do Estado), no es el gobierno, la institución más importante de seguridad social es la familia, sobre todo la familia mexicana.

 

"Por eso tenemos que fortalecer los lazos familiares, mantener integrada a las familias, fortalecer los valores, morales, espirituales, hablar mucho que la felicidad no es tener bienes materiales, dinero, alhajas, títulos, no, la verdadera felicidad es estar bien con uno mismo, estar bien con nuestra conciencia y estar bien con el prójimo, esa es la verdadera felicidad".

 

Y dejó caer una perla, en la que deja entrever cambios en su Gabinete:  "hago el compromiso de que van a entrar más mujeres próximamente al gabinete".

 

Y en la mañanera 9 de marzo respondió a los dueños de los medios, los cuales ese día desplegaron ampliamente las movilizaciones y minimizaron las acciones violentas de las radicales.

 

Además recuperó una de sus definiciones más violentas contra los conservadores, a quienes define como quienes quieren conservar privilegios de corrupción, la minoría rapaz:

 

"Este movimiento tiene varias aristas, es un movimiento de mujeres que legítimamente luchan por sus derechos y en contra de la violencia, en contra de los feminicidios, pero hay otra vertiente de quienes están en contra nuestra y lo que quieren es que fracase el gobierno y sobre todo que no pueda consumarse la Cuarta Transformación de la vida pública del país, es el conservadurismo disfrazado de feminismo o de lo que resulte. Ahora están moralmente y políticamente derrotados.

 

"Como decía el presidente Juárez: ‘el triunfo de la reacción es moralmente imposible’, eso también lo tenemos que tomar en consideración, porque estamos llevando a cabo los cambios profundos, no es poca cosa acabar con la corrupción. Y decirles a los que sentían dueños de México: 'Ya se acabó el saqueo, ya se acabó la robadera, ya se acabó con el influyentismo, con el bandidaje oficial, ya no hay contubernio entre el poder económico y el poder político'.

 

"Ahora el gobierno representa a todos los mexicanos, no está secuestrado, no es un comité al servicio de una minoría rapaz. Entonces, vamos a seguir adelante con la transformación del país y siempre conduciéndonos con respeto a las garantías y a los derechos de los ciudadanos, sobre todo en no caer en ninguna provocación para no reprimir al pueblo, no va a haber represión.

 

"Entonces, yo entiendo que hay un grupo, un sector de la población que no está de acuerdo con lo que estamos haciendo, no quieren la transformación, pero así ha sucedido siempre, por eso hablo de conservadores. Repito, la palabra conservador es mantener el statu quo, mantener las cosas como estaban, mantener los  privilegios, mantener el régimen de corrupción; entonces, no hay por qué caer en la violencia.

 

"Bueno, eso es cuando hay un sentimiento o una preocupación sincera, pero muchas veces por el oportunismo se utilizan estos casos lamentables para culpar al gobierno, no tengo duda de eso, de echarnos la culpa de todo por los intereses que se sienten afectados. Nosotros vamos a seguir respetando a quienes luchan por causas justas.

 

"La mayoría de las mujeres que participaron ayer estaban expresando un sentimiento, merecen todo nuestro respeto, pero había otras que buscaban la provocación. Y eso, tirar al gobierno, ¿para qué se preocupan tanto y para qué llevan a cabo acciones violentas si hay un procedimiento democrático que es la revocación del mandato?

 

"Es cosa nada más de esperar y entonces se resuelve el asunto. No se negocia con la libertad de prensa como era antes, ni modo que les voy a decir a los dueños de los periódicos, a los dueños de las estaciones de radio de los canales de televisión: 'Oye, bájale, bájale, ni siquiera para comentarles: Voy a revisar tu situación, tu convenio de publicidad, eso menos, ni siquiera voy a decirles: Vamos a desayunar, vamos a comer'.

 

"No, cada quien tiene que actuar con responsabilidad y ayudar a la transformación. Ya no pueden ser las cosas como antes, no puede haber subvención como había, saqueaban. Entonces, están molestos, pues ojalá y se vayan serenando poco a poco, porque yo soy muy perseverante, así como fui terco para llegar aquí a la Presidencia, así soy terco para llevar a cabo la transformación de México".

 

Así López Obrador, frente a la jugada que más le ha costado en su popularidad avisa que no se moverá y que seguirá enfrentando a sus adversarios, esta vez, aliados con muchos propietarios de medios de comunicación.

 

[ D'Vox ]

___

Héctor Moreno Valencia es periodista y consultor. Trabajó en la agencia Notimex y en el Grupo Reforma donde de fundó el diario Mural. Es autor coautor de Sangre de Mayo - El homicidio del Cardenal Posadas y editor del servicio de análisis Mochila Política *.

 

Please reload

López Obrador ratifica proyecto y ru...

O novo genocídio chinês

1/15
Please reload