Cuatro claves para entender las elecciones presidenciales de Colombia

27.05.2018

 

 

Actuall publica hoy un análisis con cuatro factores relevantes para comprender los comicios presidenciales en el país andino. Y enumera:

 

1. Una disputa entre dos.

 

Desde el 11 marzo de este año - después de las elecciones legislativas, donde también se realizaron consultas para determinar a los candidatos de 'unidad' de la Gran Alianza por Colombia, de 'derecha', y de la coalición Colombia Humana, de izquierda - se posicionaron como los candidatos con el mayor respaldo popular Iván Duque y Gustavo Petro.

 

Ellos fueron los ganadores de la consulta. Duque, por la Gran Alianza; y Petro, por Colombia Humana. La consulta, de alguna forma, los colocó al frente como 'punteros' y esta tendencia se consolidó en el transcurso de la campaña. Esto, claro, si las encuestas son fidedignas.

 

2. No parece que algún otro candidato pueda desplazar a Petro.

 

¿Alguno de los otras candidatos podría disputar el segundo lugar con el socialista para entrar en el balotaje? Si obtenemos un promedio de todos los estudios de opinión, y si consideramos los últimos sondeos, la respuesta es no.

 

El tercer posicionado, Sergio Fajardo, de la Coalición Colombia, exalcalde de Medellín y militante de la progresista Alianza Verde (AV), tiene en promedio un lejano 16 por ciento de respaldo en la intención de voto. Quien no sabe como votará no llega a 5 por ciento. No le alcanza.

 

Una observación: todos los demás candidatos, tanto Fajardo, como el ex vicepresidente Germán Vargas Lleras, el masón Humberto de la Calle, y el pastor protestante José Antonio Trujillo, son  vistos, en mayor o menor medida, por algunos sectores de la población como las ‘apuestas diversificadas’ del presidente Juan Manuel Santos.

 

3. Dos agendas opuestas.

 

Si este domingo se confirma el cuadro presentado por las encuestas pasarán al segundo turno dos hombres con visiones de país totalmente opuestas. Aunque Petro se presenta como el candidato ‘antisistema’ en realidad propone cierta continuidad y hasta una radicalización de las políticas de Santos; en tanto que Duque, aparentemente, abandera un cambio de rumbo.

 

Son identificados de forma clara por el electorado como los candidatos ‘de derecha’, Duque,  y ‘de izquierda’, Petro. Ambos, rechazan los rótulos. Duque dice ser un ‘centrista’ y Petro ha moderando, en público, su 'discurso' socialista dándole un ropaje ‘terso’.

 

Petro tiene una agenda 'progresista' clara y ya la aplicó cuando fue alcalde mayor de Bogotá. Tenía órganos promotores de la agenda ideológica de género y lgtbita, y 'centros para el control natal', que en realidad eran abortorios. Duque asegura ser provida y profamilia. Su programa de gobierno tiene un amplio apartado de políticas públicas para la familia y otro para la "equidad para las mujeres". Es cuidadoso de no utilizar el termino equidad de 'género'.

 

A pesar de que es el único candidato que se ha manifestado abiertamente en favor de la vida y la familia, hay sospechas sobre la honestidad de sus posiciones, ya que dice aceptar como 'razonable' el aborto era las condiciones que lo impuso el Tribunal Constitucional en 2006, y hay registros de que, en el pasado, era favorable a la unión entre personas del mismo sexo.

 

4. El factor ‘FARC’.

 

Aunque las FARC retiraron desde princípios del año a su candidato a la presidencia y están cómodamente instaladas en el Congreso con diez escaños automáticos, gracias a los Acuerdos de La Habana, la organización terrorista, ahora travestida de partido están presente el la elección. Como un elefante en el centro de la sala.

 

Primero, porque los acuerdos con el gobierno de Santos, costurados en Cuba bajo los cuidados de Raúl Castro, son un aspecto recurrente en el debate electoral. Gracias a ellos, la organización narco-terrorista tiene una “carta blanca” para operar como fuerza política nacional financiada con recursos públicos. El tratado les fue impuesto a los colombianos a contrapelo y el caso Santrich, confirma que la guerrilla continúan operando el comercio de droga.

 

Duque ha prometido que modificará sustancialmente los acuerdos y Petro que los cumplirá de forma estricta, dando protección de Santrich y de cualquier otro amnistiado. El tema continua dividiendo a la sociedad, 50.6% es contra y 43.3% favorable, y con certeza influirá en el voto de este domingo.

 

Lea el análisis completo publicado por Actuall aquí .

 

[ D'Vox ]

 

Please reload

'Liberdade, liberdade, abre as a...

Para el debate: 10 implicaciones del...

1/15
Please reload

Términos del Servicio | Política de Privacidad

CR| opn: