Cientos de miles de panameños exigen que Varela y la Corte Suprema respeten el matrimonio y la famil


Cientos de miles de panameños salieron a las calles en todo el país para exigir que el gobierno de Juan Carlos Varela y la Corte Suprema de Justicia (CSJ) respeten la integridad del matrimonio y la familia ante las tentativas de imponer la ficción jurídica del 'matrimonio' entre personas del mismo sexo.

Una multitudinaria marcha nacional por la familia realizada el pasado martes 6 de marzo bajo el lema 'Por el Panamá que nos Merecemos' congregó en la capital a más de 200 mil personas. Hubo actos simultáneos en diversas ciudades de las provincias de Chiriqui, Bocas del Toro, Veraguas, Azuero, Coclé, Colón y Darién.

La movilización fue convocado por la Alianza Panameña por la Vida y la Familia, plataforma ciudadana integrada por decenas de organizaciones sociales, y contó con el respaldo de la Confederación Nacional de Padres de Familia y el Magisterio Panameño Unido. La Iglesia Católica y diversas comunidades evangélicas también apoyaron, de formas diversas, la convocatoria.

Según Juan Francisco de la Guardia Brin, presidente de la Alianza Panameña, se trata de la mayor manifestación ciudadana, a nivel nacional, en la historia del país.

En declaraciones a D'Vox aseguró que la masiva afluencia al acto en ocho de las diez provincias del territorio nacional, a pesar del corto plazo de convocatoria, el silencio de los grandes medios de comunicación, e incluso el bloqueo en algunas redes sociales, demuestra que para los panameños la familia importa y que están dispuestos a ‘salir’ a defenderla.

“Hemos dejado un mensaje alto y claro al gobierno, a los legisladores y a los magistrados: 'basta ya', no toleraremos que se metan con la familia, no queremos la ideología de género y vamos a defender nuestra soberanía ante el empeño de organismos regionales, como la Corte Interamericana, o internacionales, como la Organización de las Naciones Unidas (ONU), de imponer una agenda agresiva a nuestros valores", dijo De la Guardia Brin.

En su opinión Panamá esta viviendo un innecesario clima de intranquilidad y enfrentamiento causado por la intromisión indebida de entidades externas que quieren imponer una visión ideológica sobre la vida y la familia con la complicidad de altos funcionarios del gobierno.

"A ellos les decimos: 'son servidores, están ahí por y para el pueblo, y no para someterse y obedecer los dictados de organismos internacionales. Se deben al pueblo, deben respetarlo y no traicionarlo", advirtió.

Aseguró que saldrán a las calles cuantas veces sea necesario para resistir al colonialismo ideológico y al activismo judicial. Esta es la tercera marcha que realizan en tres años, pero la primera a nivel nacional, con actos en ciudades de interior.

En esta ocasión acontece después de que la Corte Interamericana de Derechos Humanos emitió una opinó consultiva en la que insta al gobierno de Costa Rica y a los países vinculados al Pacto de San José, sobre derechos humanos, a garantizar el 'matrimonio' entre personas del mismo sexo y el cambio de nombre de acuerdo con la 'identidad de género' declarada.

Los magistrados interpretaron de forma 'evolutiva' - dicen ellos - la Convención Americana sobre Derechos Humanos para poder afirmar que las "categorías de género y orientación sexual" están contempladas en su artículo primero. La opinión ha sido duramente criticada porque contradice explicitamente el texto del también llamado Pacto de San José.

Altos funcionarios de este gobierno han dicho que la opinión de la Corte Interamericana se debería acatar, por considerarla vinculante, aunque técnicamente no lo es. Esto ha sido considerado por diversos sectores una intromisión del Ejecutivo en la esfera propia de los poderes legislativo y judicial.

El actual grupo en el poder ha impulsado, desde 2014, diversas iniciativas administrativas, educativas y hasta legislativas para colocar la 'perspectiva de género' como eje transversal de las políticas públicas y del orden jurídico del país, generando un fuerte rechazo de la mayoría de la población.

La marcha también es una respuesta a un proceso que esta en las manos de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) con el objeto de modificar dos artículos del Código de la Familia, para imponer, via judicial, el llamado 'matrimonio' igualitario en el istmo. En este momento se esta concluyendo un proyecto de fallo, que deberá ser analizado y discutido por los magistrados en breve.

El despacho Morgan & Morgan considera inconstitucionales los artículo 26 y 34 del Código. El primero reconoce que "el matrimonio es la unión voluntariamente concertada entre un hombre y una mujer, con capacidad legal, que se unen para hacer y compartir una vida en común". El segundo determina que "no pueden contraer matrimonio entre sí las personas del mismo sexo".

La firma pide cambiar en el artículo 26 la frase "entre un hombre y una mujer" por "entre dos personas" y eliminar la prohibición expresa del artículo 34.

Durante la marcha los organizadores exigieron de la CSJ "un expedito pronunciamiento en los casos de las advertencias de inconstitucionalidad, que sea basado en la legalidad y apegados a la letra y 'el espíritu' de nuestra Constitución, sin dejarse influir por organismos extranjeros, grupos particulares ni de otros órganos del Estado".

Reunidos en la Plaza 5 de Mayo, y llenado las calles del entorno, los participantes de la manifestación le recordaron al presidente Varela que él, durante su campaña electoral en 2014, firmó un documento en el que se comprometió a defender y promover el matrimonio, unión conyugal de un hombre y una mujer, y el derecho primario de los padres a educar libremente a sus hijos en sus principios morales y religiosos.

Una de las líderes de la marcha, Elizabeth Scott, subrayó que la actitud que el gobierno y los políticos tomen en relación a la familia influirá con certeza en las elecciones generales del próximo año. "Recuerden que somos una inmensa mayoría los que nos sentimos agraviados y que hemos constatado que este gobierno no tiene palabra. Veremos si aún están a tiempo de corregir el rumbo".

[ D'Vox ]

Términos del Servicio | Política de Privacidad

CR| opn: