La represión de Maduro al multitudinario paro general deja 4 muertos y 367 detenidos


La represión de Nicolás Maduro a la huelga general de 24 horas convocada por la Asamblea Nacional dejó un saldo de por lo menos 4 muertos y 367 detenidos.

El paro cívico contra la "Constituyente Comunal" que el dictador pretende imponer inició a las 6 de la mañana del jueves 20 de julio y terminó a las 6 de la mañana de éste viernes 21 con una amplísima adhesión en todo el país.

Durante todo el día millares de negocios permanecieron cerrados a pesar de las ostensivas amenazas del ministro de Empleo, Néstor Ovalles, que prometió "castigos" a las empresas que se unieran al cese de actividades.

El paro es apoyado por la la mayor parte de la cúpula empresarial, las cámaras de comercio e industria, parte de los sindicatos, estudiantes y transportistas. Las principales arterias de las ciudades y de los barrios fueron bloqueadas.

La Guardia Nacional Bolivariana (GNB) y los "colectivos", grupos armados de civiles adeptos al régimen, desplegaron una intensa onda de violencia. Dispersaron a quienes "trancaron" las calles con bombas de gas lacrimógeno y disparos; y allanaron moradas de forma ilegal y realizaron detenciones arbitrarias.

Cuatro jóvenes fueron asesinados. Dos en Los Teques, ciudad en la Región Capital o Gran Caracas, con armas de fuego aún de origen desconocido; y dos en la urbanización de La Isabelica, en la poblada ciudad de Valencia.

Las víctimas de Los Teques son Ronney Tejera y Euri Hurtado. Según la diputada a la Asamblea Nacional Delsa Solórzano, quien disparó contra ellos fueron los "colectivos chavistas" y la Policía del municipio Guaicaipuro. En Valencia, la GNB asesinó a Andrés Uzcátegui y Robert Lugo.

Durante el paro general se registraron enfrentamientos entre manifestantes que bloqueaban calles y las fuerzas de seguridad. También embates en barrios del este y oeste de la capital, así como en los estados de Zulia (noroeste), Aragua (centro) y en la Isla Margarita, donde hubo un intenso asedio a los habitantes y aprensiones masivas.

La GNB y los "colectivos" también allanaron moradas en diversos puntos del país, pero especialmente en la Zona Metropolitana de Caracas. En en barrio de Los Ruíces, por ejemplo, varios edificios habitacionales fueron hostigados durante varias horas, se disparó y se lanzó al interior de los departamentos bombas de gas lacrimógeno.

La acción militar fue apoyada por civiles adeptos al régimen que arrojaban objetos, entre los cuales las citadas bombas, desde el techo de la transmisora de TV oficial.

Según Alfredo Romero, director ejecutivo de la organización Foro Penal, durante el paro fueron arrestadas al menos 367 personas en once de los veinticinco estados del país. Es el mayor número de prisiones realizadas en un solo día desde abril del presente año. Del total de detenciones, 140 acontecieron en el estado de Zulia, limítrofe con Colombia, y 66 en el norteño Carabobo.

La huelga general es una de las primeras acciones establecidas por la Asamblea Nacional al convocar la llamada "Hora Cero" después de la multitudinaria consulta en que 7 millones y medio de venezolanos dijeron "no" a la Constituyente que Maduro desea implementar y pidieron elecciones libres.

Este viernes 21 el Parlamento nombrará a 33 nuevos magistrados para el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de una lista de 99 nombres presentados al Legislativo por parte de organizaciones sectoriales o a título personal. Los indicados sustituirán a los 33 magistrados nombrados de forma irregular el 23 de diciembre de 2015 por presión de Maduro.

Por increíble que parezca, el TSJ, controlado por el Ejecutivo, "anuló" este jueves el proceso para la designación de magistrados antes de que acontezca.

La Asamblea Nacional realizará la sesión donde nombrará a los nuevos magistrados en un lugar abierto: La Plaza Alfredo Sadel, en el barrio de Las Mercedes, en Caracas.

Términos del Servicio | Política de Privacidad

CR| opn: